Consejos para empezar a vivir en pareja

A toda relación de pareja estable que se precie, les llega el momento en el que uno de los miembros hace una propuesta “¿Te apetece que nos vayamos a vivir juntos?”. La estabilidad, la confianza en la otra persona y las ganas de empezar una nueva etapa juntos son algunas de las motivaciones que hacen que muchas parejas se lancen juntos a comenzar un nuevo capítulo de sus vidas. En Dacasa sabemos que es un paso muy importante, por ello queremos daros una serie de consejos para que disfrutéis al máximo de cada paso de este proceso. Pero sobre todo, no queremos dejar pasar la oportunidad de recordaros que el ingrediente para que todo funcione es una buena comunicación. Hablad y negociad cada decisión juntos para que este proceso sea siempre cosa de dos y viváis una experiencia enriquecedora para ambas partes. consejos para empezar a vivir en pareja.

La búsqueda de inmueble

Antes que nada, deberéis plantearos si queréis comprar o alquilar. Esta decisión es completamente personal y poco podemos deciros, así que valorad los pros y contras de ambas opciones para encontrar la que mejor se adapte a vosotros. 

A continuación, llegará el momento de buscar el inmueble perfecto para vosotros ¿Casa, piso, adosado? No olvidéis tener en cuenta algunos aspectos como los servicios que hay cercanos como supermercados o tiendas de confianza, así como la distancia que hay hasta el trabajo y el transporte que vayáis a necesitar para desplazaros. 

Asimismo, estableced ciertos requisitos para encontrar vuestro hogar ideal y así hacer una búsqueda por filtros para que sea más efectiva: número de habitaciones, balcón o terraza, disponibilidad de trastero, jardín… etc. 

Hacer de un habitáculo un hogar

Una vez tengáis las llaves de la que será vuestra futura vivienda, llega el momento de vaciar las cajas de la mudanza y dar forma poco a poco para que se convierta en vuestro hogar. 

No es necesario que dejéis todo listo nada más llegar, hacedlo progresivamente para disfrutar del proceso y dejad principalmente listo todo aquello que sea esencial. El resto ya irá cogiendo forma y personalidad con el tiempo. Al fin y al cabo, lo que da vida a un hogar son las personas y los momentos que se viven dentro. 

Lo más importante

No os olvidéis de que la convivencia es cosa de dos personas. Tendréis que adaptaros a una nueva vida juntos, al día a día y las rutinas. Repartid el espacio del hogar por igual y diferenciad entre el espacio compartido y el personal, así como las tareas, para que ninguno cargue con más peso del trabajo. 

Asimismo, os recomendamos que compartáis y consultéis siempre las decisiones. Al fin y al cabo, estáis en el comienzo de una nueva vida juntos y quizás sea el inicio de una aventura para empezar a formar una familia.