Jesús Flores: “Los Rosales es un barrio para vivir, de gente trabajadora y estudiantes”

Jesús Flores necesita el contacto con la gente. Siempre ha trabajado cara al público y atendiendo a sus clientes. Ahora, Flores es el asesor de Dacasa en Los Rosales, “un barrio para vivir, de gente trabajadora y estudiantes”.

Jesús llegó a esta inmobiliaria de Huelva hace un año. Antonio Castellano, el responsable de este equipo de asesores, supo ver en su afinidad con sus clientes, su empatía y su vocación de servicio un brillante en bruto para Dacasa. Así es como Flores dejó aparcada la hostelería por la oferta y demanda de pisos. “La experiencia está siendo muy buena”, ha explicado.

A pesar de que reconoce que es un trabajo duro, ya que vender un piso depende de muchas variables, asegura que el mercado de viviendas en Huelva “se está moviendo”. El dueño de un piso que quiere venderlo “debe adaptarse al precio por metro cuadrado en su zona. Si eso ocurre, la casa se vende”.

¿Qué es lo mejor de su trabajo? Eso Jesús lo tiene claro: el contacto con las personas. Ser la guía para que encuentren lo que buscan.

De su barrio, el laboral y el de la vida, porque se ha criado en él, asegura que es dinámico, en el que “existe oferta y demanda” de viviendas. Según asegura Jesús, sus clientes son “vecinos del barrio, de Fuentepiña, que no quieren mudarse de esta zona”. Y es que Los Rosales es un barrio atractivo tanto para los que buscan el encanto del barrio de toda la vida, los estudiantes universitarios, por su cercanía al Campus del Carmen, los jóvenes que quieren servicios, centros comerciales, colegios, institutos, etc.

Si algo está claro es que Antonio no se equivocaba cuando puso sus ojos en él: Jesús Flores sabe trabajar para las personas y hacerlas reír, algo que también se le da muy bien y constatan sus compañeros de Dacasa. Y eso no es tan fácil como parece.